6 pistas de cómo será el transporte en el futuro

Ene
17
2018

Al imaginar cómo será el transporte en el futuro, podemos llegar a pensar que las personas irán de un sitio a otro en naves espaciales o nos teletransportaremos al más puro estilo de la ciencia-ficción. Sin embargo, la realidad que nos espera en unos años está más cerca de parecerse a Netflix que a los tubos de Futurama. Sigue leyendo y te daremos las seis claves que te llevarán directo a la movilidad del mañana.

Cómo será la movilidad del futuro

Los datos, el combustible del transporte en el futuro

El uso global de teléfonos inteligentes o smartphones va camino de superar la marca de los 6.000 millones de dispositivos en 2019. Por primera vez en la historia, entraremos en una Era en la que la mayoría de las personas tendrá un GPS en todo momento. Ya no tendremos que preocuparnos por interpretar mapas porque los sistemas de navegación interconectados permitirán que nuestros vehículos o nuestros pies sepan a dónde ir basados en muy poca información.

Según expertos en transporte, como Geert Vanbeveren, el futuro de la movilidad no estará en el hardware sino en el software. Para todos ellos, los datos serán los combustibles que impulsarán los vehículos en unos años y la clave de esta revolución vendrá de la mano de los más jóvenes. Los millennials son una generación que no es adicta a la idea de poseer un  coche, todos usan teléfonos inteligentes y tienen una actitud más abierta para compartir. Buen ejemplo de ello lo encontramos con el éxito de plataformas como Airbnb o Uber.

Cómo será el transporte en el futuro

Partiendo de la idea de que los datos serán clave en la configuración de la movilidad del mañana, los expertos predicen que éstas serán las 6 tecnologías que van a revolucionar el transporte en la siguiente década:

  1. Transporte bajo demanda:
    Gracias a la tecnología sin contacto, como las tarjetas de viaje inteligentes y las aplicaciones, las empresas de transporte ahora pueden ver quién viaja, cuándo y dónde. Esta cantidad de datos va a permitir predecir la demanda y ayudar a los operadores a traducirla en suministro.También conocido como transporte receptivo bajo demanda, significa que los trayectos superpoblados y las conexiones de una hora serán cosa del pasado. Los  viajes funcionarán en torno a nuestras necesidades, y no al revés.
  2. Todo el transporte desde una única APP:
    La mayoría de nosotros usamos una aplicación para planificar nuestro viaje, otra para reservar entradas y una tercera para verificar los horarios de salida en vivo. Esto está a punto de cambiar. En 2017, Geert y su equipo lanzaron en Dubai una aplicación llamada S’Hail que agrega todos los modos de transporte en la ciudad . Están buscando formas de aplicar conceptos similares en otras urbes.
  3. Servicios de transporte urbano personalizados:
    Temblar de frío mientras se espera el autobús será cosa del pasado gracias a la planificación personalizada y predictiva. Imagine que le han notificado retrasos incluso antes de que haya llegado a la estación o reciba una notificación de la cafetería más cercana que le ofrece un descuento en bebidas calientes.El principal avance de este concepto está en el carácter predictivo de los servicios. Las aplicaciones de transporte estarán un paso por delante de nosotros, cambiando y adaptándose constantemente en función de los datos que recibe. Anticipará nuestras necesidades antes de que sepamos cuáles son.
  4. El Netflix del transporte:
    Usas un servicio de suscripción para tus películas o series favoritas e incluso para ir al gimnasio. Entonces, ¿por qué no podemos comprar un paquete para el metro o el tren? Los expertos están trabajando para que, en unos años, los proveedores de servicios introduzcan tarifas planas para todos los tipos de transporte, con diferentes niveles según la necesidad.En 2018, decidir entre alquilar un coche, coger un autobús de enlace o subirse al tren solo costará un click en la pantalla.
  5. Venta de billetes sin manos:
    Este año, Siemens ayudó al Swiss Southeastern railway a introducir BiBo (Be-in, Be-out), un sistema online que te registra automática y digitalmente cuando entras y sales de un transporte. ¡Se acabó sentir pánico porque hayas perdido el ticket! Además, este tipo de aplicación ayuda a reducir el desperdicio de papel y calcular el mejor precio de un billete para ti, desde un pase único hasta uno de temporada.
  6. Todo lo que se pueda conectar, estará conectado:
    En Grecia, la única forma de llegar a ciertas islas es mediante un hidroplano (también conocido como delfín volador). En Camboya, puedes subirte a una tabla de bambú con ruedas. Y, en Filipinas, la Habal-Habal (una bicicleta de dos ruedas que puede transportar hasta diez personas a la vez) es tan común como los taxis.El Internet de las Cosas permite que hasta los métodos de transporte más inusuales podrán conectarse a un sistema central. Esto permitirá actualizaciones en tiempo real y sistemas de reserva online. Y no solo se aplica a partes remotas del mundo.

¿Ansioso por ver qué nos espera en el transporte del futuro? Aquí te dejamos un pequeño avance de todo lo que está por venir.

Comentarios

  1. Ceres
    17 enero, 2018

    Leave a Reply

    6 pistas de como la industria del transporte pretende cambiar nuestras costumbres para que no tener que cambiar nada.
    El problema es que no se venden suficientes coches y a pesar de la economía colaborativa, los eléctricos o los autónomos no se espera que eso cambie. Todos están a ver quien abre el melón del transporte del futuro pero ningún actor es capaz de competir con la maquinaria publicitaría del automóvil. Sin el apoyo de medios de comunicación y administraciones no veremos ninguna alternativa al vehículo en propiedad que tanto necesita (y evita) el coche. Ya está bien de ningunear a vehículos particulares que solucionan los problemas de contaminación y masificacion producidos por los coches, como pueden ser bicis y otros vehículos eléctricos para movilidad personal.
    Mis 6 puntos son: ligeros, baratos, libres de imposiciones administrativas, sostenibles, personales y respetuosos

Deja un comentario

¡Compártelo!