Cómo evitar incendios con un detector de arco eléctrico

Feb
14
2018

Los incendios se cobraron la vida de 175 personas en España en 2017, 133 de las cuales se produjeron en viviendas. En Europa, el peligro es aún más alarmante ya que se declaran más de 100.000 al año. De ellos, más de un cuarto pueden atribuirse a defectos en la instalación eléctrica causados, en su mayoría, por fallos de arco peligrosos.

¿Cómo podemos prevenir los incendios? Evitar fallos de arco eléctrico es básico para que un cable mal doblado o una conexión suelta no se conviertan en un fuego generalizado.

Nueva normativa para la Protección Contra Incendios en infraestructuras

El pasado 18 de diciembre de 2017, entró en vigor el nuevo Reglamento de Instalaciones de Protección Contra Incendios. La normativa deja claro que la prevención es básica a la hora de evitar incendios en todo tipo de instalaciones ya sean pequeños inmuebles (como hogares, guarderías o residencias) o grandes (como aeropuertos, centros comerciales…).

Toda infraestructura debe contar con medidas, en su diseño y construcción, que permitan prevenir la producción de incendios. Bajo esta óptica hay que destacar que el adecuado uso y mantenimiento del resto de las instalaciones de la vivienda o local, en particular las eléctricas, contribuyen de manera decisiva a la prevención de estos siniestros.

La principal causa de ignición en las instalaciones eléctricas son los denominados fallos de arco. Además de tener sistemas que sean capaces de detectar un incendio cuando esté comenzando (y así evitar su propagación), la prevención es el principal paso a dar. Por ello, contar con tecnología capaz de detectar un fallo y desconectar la instalación a tiempo, es fundamental.

Pero, ¿cómo se produce un fallo de arco?

Qué es un fallo de arco y cómo se produce

Normalmente, los circuitos de una instalación eléctrica se protegen mediante interruptores automáticos y diferenciales de corriente. Este tipo de equipos evitan que se produzcan “cortocircuitos”, es decir, cuando dos conductores que tienen distintas polaridades entran en contacto por la pérdida de su cobertura aislante.

Sin embargo, estos elementos no han sido diseñados para detectar con antelación los fallos de arco “en serie”, ya que no provocan ni cortocircuitos ni derivaciones a tierra. Por lo tanto, no pueden ofrecer la protección necesaria en caso de producirse un incendio por esta vía.

Incendios provocados por Fallos de Arco

Hablamos de “fallo de arco” cuando, debido a un contacto suelto, rotura de un aislamiento, o doblamiento de un conector, se genera un arco voltaico anómalo en una instalación eléctrica o cable.

Las principales causas más frecuentes de fallos de arco son:

  • Aislamiento del conductor dañado debido, por ejemplo, a clavos o tornillos.
  • Aplastamiento de cables o conectores por puertas, ventanas o, por ejemplo, muebles que al moverse sin prestar atención, pueden ocasionar fallos de arco.
  • Roturas de cables por radios de flexión demasiado pequeños al extender los cables por una instalación o abrazaderas de fijación demasiado apretadas.
  • Radiaciones UV y mordeduras de roedores, sobre todo, en instalaciones al aire libre.
  • Contactos y conexiones sueltas. Por ejemplo, cables dañados detrás de la toma de enchufes.

Es precisamente aquí donde deben entrar a trabajar los “detectores de arco eléctrico”. Estos pequeños aparatos cubren el hueco de protección existente hasta el momento.

Son capaces de distinguir entre los fallos de arco por funcionamiento, como por ejemplo los producidos en un taladro o en una aspiradora, y los más peligrosos. Una vez son detectados, el sistema detiene al instante la instalación y, con ello, evita que se produzca un incendio.

Detector de Arco Eléctrico, herramienta básica para evitar incendios

En EEUU o Alemania, está normalizado el uso de detectores de fallos de arco y, en la actualidad, éstos se utilizan ampliamente. Siemens está liderando la introducción de esta tecnología en el resto de mercado europeo para permitir a sus clientes beneficiarse de una protección ampliada.

El Detector de Arco Eléctrico de Siemens es una pequeña gran solución para evitar fallos eléctricos ya que es:

  • Fácil de Instalar y configurar: Se conecta directamente al interruptor automático y diferencial tras encajarse entre sí. Para disponer de una fuente de alimentación rápida y segura, la alimentación puede realizarse a través de un conjunto de barras colectoras.
  • Recomendado por la norma IEC 60364-4-42 sobre todo para instalaciones como aeropuertos, data centers o residencias para la tercera edad.
  • Seguro, tanto para personas como inmuebles, ya que cubre algunos huecos en la protección existente hasta el momento.

¿Deseas hacerte con un detector de arco eléctrico? ¡Contáctanos!

Related Post

Comentarios

Se el primero en comentar.

Deja un comentario

¡Compártelo!