Carreteras sin atascos

Sep
28
2011

Las aglomeraciones de vehículos son uno de los grandes problemas a los que tienen que enfrentarse diariamente las ciudades. Aparte de afectar a la movilidad, también pueden provocar graves efectos en nuestra salud. Según revelan científicos del Centro Helmholtz en Múnich (Alemania), sufrir una hora de atasco multiplica por tres el riesgo de sufrir un ataque al corazón. La razón no se debe al estrés que provocan, sino a la polución del aire. Ciudades como Madrid o Barcelona soportan decenas de kilómetros de retenciones en hora punta cada día, esto requiere una especial atención por parte de las autoridades, para que las ciudades del futuro garanticen una buena calidad de vida a los ciudadanos.

flickr.com/benjamínmejíasvalencia

En Tel-Aviv, por ejemplo, la segunda ciudad más grande de Israel, se ha creado un sistema de peajes anti atascos que permite controlar el volumen de tráfico. El sistema ha sido desarrollado por Siemens a través de su división de movilidad y se ha instalado en la autopista nº1 entre Jerusalén y Tel-Aviv. Su funcionamiento consiste en el abono y regulación de las tarifas de los peajes en función del tráfico existente. Su objetivo es reducir los atascos en las carreteras, favoreciendo la fluidez del tráfico y contribuyendo a reducir el consumo de combustible y las emisiones de CO2.

El sistema utiliza un algoritmo especial desarrollado por Siemens que permite ajustar el precio del peaje en función del volumen de vehículos que circulen por la vía. De ese modo cuando el tráfico es ligero, el precio del peaje disminuye y cuando el tráfico es denso, el precio aumenta. Con esta medida, se consigue disuadir a algunos conductores del uso de la vía, se evitan los atascos y se reduce la contaminación.

flickr.com/MPD01605

Para su funcionamiento, el sistema emplea circuitos de inducción dispuestos a través de la superficie de la carretera que registran la velocidad y el número de vehículos en las vías y en los carriles de pago. Además, para poder saber las tarifas a aplicar, las matrículas de los vehículos se registran mediante un sistema de video que las graba en la entrada del carril.

Siemens ha instalado otros sistemas parecidos en Londres (Reino Unido) y Seattle (Estados Unidos). El de Londres ha permitido reducir el número de vehículos en el centro de la ciudad en un 15%, lo que supone una reducción de más de 150.000 toneladas de CO2 al año.  El sistema de Seattle utiliza tecnología por satélite y es el primero del mundo que combina posicionamiento real de vehículos y cálculo del peaje en franjas horarias determinadas y tramos de carretera concretos.

Related Post

Comentarios

Se el primero en comentar.

Deja un comentario

¡Compártelo!